top of page
  • Foto del escritorTercer Ojo Inform...

“Aquí no vendemos alcohol adulterado”

“Aquí no vendemos alcohol adulterado ni le ponemos nada al hielo”, asegura un mesero de La catedral del perreo al preguntarle sobre el incidente ocurrido el pasado fin de semana cuando en el Bar Black, en la calle de Madero en el Centro Histórico, cuatro menores de edad se intoxicaron por consumir alcohol presuntamente adulterado durante el VocaFest. 

Ese lugar cuenta con los sellos de suspensión de actividades, pero los demás establecimientos siguen operando normalmente, atendiendo a jóvenes, muchos de los cuales apenas alcanzan la mayoría de edad, aunque para evitar más incidentes ahora exigen que se muestre la credencial del INE para poder ingresar. 


“La verdad es que fue algo raro lo que pasó ahí, nosotros tenemos años operando y nunca ha pasado nada, si acaso de repente alguna bronca, pero nada grave, tenemos todo en regla”, dice una empleada del Bunny, que a las 14:00 horas del domingo tenía la barra abierta. 


Si bien la tarde de ayer la afluencia era poca, los dueños de estos establecimientos esperan que a partir del siguiente miércoles la actividad se normalice. “Ahora es domingo, siempre está flojo. Eso y la lluvia merma mucho, además muchos chicos ya trabajan o tienen escuela mañana —hoy lunes—, pero en la semana se arregla, lo de los chavos que se intoxicaron, pues quién sabe qué les pasó, quizá no comieron bien y ya, no fueron todos ni somos todos los bares, eso ponlo ahí para que la gente no se espante”, dijo otro mesero que andaba llamando clientes sobre la calle peatonal de Madero. 

 

A los jóvenes que buscaban diversión poco o nada los intimida lo sucedido el pasado fin de semana. Dicen que para entrar a este tipo de lugares “hay que saber” y sobre todo advierten que si se va a tomar mucho alcohol, al menos alimentarse bien. 

 

“Es como todo, no te metes a cualquiera antro y menos si no lo conoces, nosotros siempre pedimos chelita y que la destapen frente a nosotros, alcohol del de botella casi no tomamos, porque ahí es donde adulteran todo o en el hielo (...), la otra cosa es que hay que llegar comido, no sé esos chavos, tomaron demás y comieron o qué les pasó, pero sí hay que estar preparados”, subrayó Manuel, quien buscaba dónde “curársela” con sus amigos la tarde del domingo y, de paso, refugiarse de la lluvia que sorprendió a más de uno. 


El sábado, el jefe de Gobierno, Martí Batres, señaló que emprenderán acciones penales en contra de Bar Black y el dueño del edificio ubicado en Madero 20, luego de que resultaran intoxicados menores de edad, pues dijo que hubo irresponsabilidad por parte de los dueños, quienes dejaron entrar cerca de mil adolescentes al llamado VocaFest. 


“Vamos a emprender acciones penales en contra de la empresa y en contra del dueño del edificio por permitir acciones así”, aseveró hace dos días. 


La Secretaría de Gobierno informó que la tarde del viernes se llevó a cabo un evento en un establecimiento ubicado en la calle Madero número 20, el cual sobrepasó los límites de asistencia, por lo que se implementó un operativo. 


El Instituto de Verificación Administrativa (Invea) estableció la suspensión de actividades. 

0 comentarios

Comments


bottom of page