top of page
  • Foto del escritorTercer Ojo Inform...

El juicio a John Musetescu Werberg: Sobrevivientes cuentan el horror vivido en Ciutat Vella

Redacción: Frida Sandoval



El juicio a John Musetescu Werberg, un joven sueco de 29 años acusado de matar a tres personas en Ciutat Vella, ha conmocionado a Barcelona. El incomprensible arrebato criminal que sembró el caos en el casco antiguo de la ciudad dejó tres víctimas mortales y varios sobrevivientes que aún viven con el horror de aquel fatídico día.


Los testigos que han declarado en el juicio han relatado momentos de pánico y valentía, en los que la vida colgaba de un hilo. Mohamed M., dependiente de una alpargatería, fue uno de los afortunados que sobrevivieron al ataque gracias al mostrador que le sirvió de escudo ante el agresor.


"No sé qué me gritó en otro idioma. Sacó el cuchillo y empezó a jugar conmigo al pilla. Dimos dos o tres vueltas alrededor del mostrador. Luego se fue por la puerta de atrás", narró Mohamed. Otros sobrevivientes también compartieron sus escalofriantes testimonios.


La defensa del acusado intenta buscar atenuantes por trastorno mental, pero Musetescu se opone a que se mencione su salud mental durante el juicio. Incluso pidió cambiar de abogada argumentando que esta no había mencionado las supuestas maniobras de la KGB, el servicio secreto de la extinta Unión Soviética. El joven sueco enfrenta una petición de 59 años de cárcel por dos asesinatos y un homicidio.


Los momentos de terror vividos aquella tarde de enero de 2020 aún permanecen frescos en la memoria de los testigos. Musetescu, que mostró extrema agresividad en todas sus acciones, dejó un rastro de caos y destrucción a su paso. Los sobrevivientes, valientes y resilientes, han dado su testimonio en el juicio para buscar justicia y que los responsables paguen por sus acciones.


Este juicio continúa conmocionando a la ciudad y ha dejado al descubierto la vulnerabilidad de quienes vivieron el horror de cerca. Los esfuerzos por esclarecer los motivos detrás del ataque siguen su curso mientras las víctimas y sus familiares buscan sanar las heridas emocionales causadas por esta tragedia sin sentido.

0 comentarios

コメント


bottom of page