La importancia del Maíz Nativo para los mexicanos ¿Por qué todos deberíamos estarlo consumiendo?


Mis queridos terceros ojos, el maíz es un alimento icónico e histórico de los mexicanos, y clave para la alimentación de los mexicanos, pues existen al menos 700 diferentes formas de consumirlo en el país. Es el cultivo que más se produce en México en la actualidad, teniendo 64 razas de las cuales 59 son nativas del territorio mexicano. Estas razas se dividen en siete grupos que se distinguen según su forma y su genética.


El maíz nativo es resultado de un cuidadoso proceso de cultivo, que surgió a partir de la selección de las mejores semillas del antiguo teocintle. Miles de años y mucha experimentación dieron como resultado las 64 variedades de maíz que conocemos hoy.


El maíz nativo no es el único en el mercado. De hecho, un estudio reciente de la UNAM ha demostrado que más del 90% de las tortillas que consumimos son de maíz transgénico. Este último tiene muchas desventajas, pero la principal es que, a diferencia del nativo, no tiene variedades.


Sin variabilidad nos arriesgamos a que el maíz no sobreviva a nuevas plagas y contingencias ambientales; las especies nativas varían para adaptarse a los cambios en su entorno. Otra desventaja es que el maíz transgénico está contaminando al nativo y podría hacerlo desaparecer. Sin nativo, tampoco tenemos transgénico. Este último depende de la existencia del primero para seguirse produciendo, pero, paradójicamente, también lo está haciendo desaparecer.


Por otro lado, los pesticidas usados en las siembras transgénicas son muy cuestionables. Si de patrimonio biocultural se trata, es mejor consumir nativo que transgénico.

El maíz nativo se cultiva en la milpa, sistema de siembra que, en pocas palabras, es una verdadera maravilla. En primer lugar, porque es perfectamente sustentable. Al alternar entre distintos cultivos, el campesino se asegura de no sobreexplotar la tierra; de cuidar sus cualidades fértiles.


Por otro lado, milpa no es motivo central de deforestación. El maíz transgénico, en cambio, se suele sembrar de forma extensiva, poniendo en riesgo a los ecosistemas mexicanos.


¿Qué estamos haciendo para proteger el Maíz nativo mexicano?



El Senado de la República aprobó expedir la Ley Federal para el Fomento y Protección del Maíz Nativo, la cual: Declara las actividades de producción, comercialización y consumo de la semilla como manifestación cultural; y crea el Consejo Nacional del Maíz Nativo, para garantizar y fomentar su subsistencia.


La iniciativa se dictaminó en las Comisiones de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural y de Estudios Legislativos Segunda.


Más información clic aquí.


Mira el siguiente vídeo:


No te olvides de visitar nuestras redes sociales. síguenos y comparte la info:

Facebook: https://www.facebook.com/Tercerojoteinform/

Instagram: https://www.instagram.com/YoSoyTercerOjo/

P.D. Ya suscríbete a nuestra página web, ¡No lo pienses tanto!, se nuestro tercer ojo y, no te pierdas ninguna actualización.

¡De nada!