• Tercer Ojo Inform...

Restauranteros esperan un empujón de Cupido

El sector restaurantero del estado espera que este Día del Amor y la Amistad les dé un “empujón” en sus ventas, tras los efectos que les ha dejado la pandemia a casi dos años de restricciones en la movilidad y reducción de aforos en los establecimientos.



Jorge Moeller, presidente en Nuevo León de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), dijo que el aumento en los aforos que autorizó la Secretaría de Salud y la celebración del 14 de febrero será un “racimo de recuperación en las ventas” que mitigue el impacto de la pandemia.


“Estamos recuperándonos de una pérdida muy importante, han quebrado cerca de 8 mil restaurantes, y aunque unos se lograron recuperar en la segunda mitad del 2021, cuando entramos a la cuarta ola algunos restaurantes cerraron. La gente sí se está cuidando y ha bajado mucho el ticket de consumo y ni se diga de asistencia a un restaurante”, indicó.


El presidente en Nuevo León de la Canirac comentó que esperan que se reactiven cerca de 5 mil restaurantes con este aforo del 50 por ciento.


“Esperamos que las ventas se incrementen en 100 por ciento comparado con febrero de 2021, pero con respecto al mes pasado, 40 por ciento”, dijo.


Precios se van a las nubes

Por otra parte, Jorge Moeller mencionó que el alza en precios de algunos insumos se mantiene y es un factor que también está afectando mucho al sector.


“Una gran cantidad de restaurantes realizan ahora las compras de insumos al día o cada tercer día, son pocos los que manejan inventario como antes de la pandemia se tenía hasta 15 días de inventario. Hoy no es posible, se maneja al día”, señaló el presidente de la Canirac.


El sector restaurantero del estado todavía padece “una cuesta de enero trasladada a febrero”, ya que se ha dado un “coctel fatídico”: un incremento de hasta 200 por ciento en el precio de algunos insumos, el impacto que tendrá la actual cuarta ola del covid-19 en la economía local y la escasez de algunos productos como el pollo y el aguacate.


Explicó que cuando se estaba al 50 por ciento del aforo, apenas se alcanzaba el 30 por ciento de asistencia a los negocios.


“La cuesta de enero siempre ha estado, pero a diferencia de otros años, ésta se prolongará tres meses, sino hasta más. Los restaurantes están prácticamente al 20 o 30 por ciento del aforo, pese a que se les permite estar al 50 por ciento, pero las personas se están cuidando mucho para evitar contagiarse”, agregó el líder de los restauranteros.


Moeller señaló que si se suma que la gente se está cuidando, el precio de los insumos se ha disparado entre 100 y hasta 200 por ciento y la economía de los ciudadanos está muy golpeada, el resultado es un coctel fatal para la economía de la industria restaurantera.


Síguenos en redes sociales o suscríbete nuestro boletín informativo en nuestra página web y mantente informado.

Facebook | Instagram | YouTube


3 visualizaciones0 comentarios